No temas

Te has escondido y te veo
tembloroso te has quedado
temeroso de tu corazón
que late por mi presencia
Nada será como antes
nada te quedó en pie
arramblé tus seguros
imperceptiblemente
Cuando te adentraste
en mi vida lejana
no pensaste nunca
lo cerca que estaría
de tus manos y boca,
que me quedé sin besar,
como llegué aquel día
Huyes de los sentimientos
despertados sin querer
Me pensaste lejana
como tu mariposa
amarilla que viviera
dentro de una burbuja
No temas mi cercanía
porque volaré alrededor
de tu luz brillante
incandescente
cual polilla encandilada
sin pretender
quemarme
ni padecer dolor