No somos libres

He quedado atónita viendo la Rueda de Prensa para informar del Consejo de Ministros del viernes.
Haciendo un esfuerzo para parecer preocupados, los Ministros van desgranando los más vergonzosos Acuerdos.
Cada información que ofrecen da más temor popular, aunque ellos ya lo aprobaron con la rapidez de un disparo al corazón.
Se brindan a replicar preguntas ciudadanas de mayor preocupación ante la Recesión; hablan con una seguridad respondona que se hace difícil de digerir.
Los peores augurios se presentan como soluciones que no están a la vista para los asistentes.
Como no estaban apenados en cuanto se distendió la charla se rieron a mandíbula batiente. La Vice presidenta dio muestras de pocos reflejos ante un comentario de un periodista holandés y ubicó aquel país» muy lejano». Esto lo comentó sonriente y hasta vio un filón periodístico ofreciéndose al periodista para una entrevista.
Supongo que ninguno de los dos lo desaprovecharán.
Viví con más vergüenza ajena las risas irónicas del Ministro Montoro
ante una pregunta que le pareció divertida.Nada que pregunte un periodista en nombre de nosotros tiene que ser rebatido con risa.
El Ministro Soria como es más serio, un poco soso, daba sus cifras de aumentos de precios a los consumidores con voz neutra con tono plano y muy rápido.
En fin, un penoso visionado de estos gobernantes.
Pero todo ese «teatro informativo» me dejó un regusto amargo. Tuve el presentimiento que seguimos engañados, antes y ahora. La realidad política y económica NO está libre de tutelas ni intervenciones. Me han convencido de que estamos intervenidos por la UE. Pienso que cuando se decidió y gobernando Zapatero, era demasiado oneroso añadir a España entre los países a rescatar. Seguramente en número de población no convino hacer pública la actuación europea. Mejor ocultar a la opinión pública lo que cupiera debajo de las alfombras.
En fin, por eso en un momento dijo Montoro que las medidas las tenía que aplicar aún sin tener gusto de hacerlo. Remató la Señora Soraya con firmeza y cortando cualquier supuesto de reblandecimiento que iban a cumplir con el pacto con UE sí o sí.
Los europeos debemos entender que la riqueza conseguida con las Colonias se ha esfumado y que somos pobres de solemnidad.
Todos jugamos a tener dinero y todos padecemos las mismas penurias con diferentes disfraces. Desde luego que España perdió con todo y siempre fuimos los pobres sentados a la mesa.
Malos gobiernos durante las Colonias dedicaron el saqueo de riquezas a pagar deudas de guerras. La Guerra Civil desangró y empobreció al país. Sin capacidad de recuperación sufrió los rigores de la II Guerra mundial que no le permitió superar un poco la pobreza hasta el Desarrollismo.
Toda Europa se recuperó gracias al Plan Marshall menos España que no la recibió por estar inmersa en una Dictadura. La película de Buñuel Bienvenido Mr Marshall, con ese realismo tristemente irónico lo describe genialmente.
Ahora da dolor tanto maltrato social y laboral bendecido por la Derecha europea que besa y saluda a los gobernantes actuales con risas y golpecitos en la espalda.
Claro, todo encaja en estos tristes momentos de recesión aún sin estar informados oficialmente.
No tenemos autonomía y la UE lo decide todo, sobre tú y sobre mí.

Master de una Vil Economía

Estudiando economía te enseñan a interpretar gráficos de líneas onduladas. Te enseñan que así se comportan las etapas del desarrollo económico y las relacionan con subidas y bajadas del precio de las materias primas. De este modo relacionan el comportamiento social con las faltas y sobrantes de materias vitales para el Desarrollo.
Nos enseñan a ver normalidad en lo anormal…¡y te dan un aprobado en el Master!!
Estamos en medio de la gráfica y debemos estar tranquilos porque nos hemos hundido tanto y tanto que según los expertos no queda más que subir. Pero no es tan sencillo, parece.
Esta gráfica es «otra» y tiene varias variables que ya tienen su propia historia.
A loa Capitalistas «listos» se les ocurrió jugar al Monipoly. Lo primero que propusieron, sabiendo que engañaban y que además lo tendríamos que aceptar sin rechistar, GOLBALIZAR LA ECONOMÍA.
Explicaron a los listos y a los legos que era conveniente para» elevar el nivel de riqueza de todos y de todo el mundo»!
Lo » vendieron» así SABIENDO que lo que propiciaban era distribuir las pérdidas a nivel global.
Bueno, ya «acordadas» las condiciones del juego sólo quedó empezar a jugar y lo hicieron a costa de los que no teníamos dinero para invertir. Esto era lo de menos, nos «regalarían dinero» para todo y más.
Entonces, como verdaderos» niños malos» se pusieron a inventar «Pufos financieros» que repartirían a TODOS Y A TODO EL MUNDO.
Como niños( vergüenza de adultos sinvergüenzas) les pusieron nombres atractivos y los «empaquetaron» para que fueran semejantes a sorpresas de cumpleaños.
Entre ellos los fueron intercambiando a cuenta de descubrir el contenido cuando todo estallara…
A nosotros nos dejaron la peor parte, faltaba más, deudas y desempleo.
Jugaron a ganar como niños grandes, porque si perdían lo trasvasarían a nuestras cuentas ( laborales, sociales, sanitarias, educativas, bancarias, etc). Ellos se lo jugaban todo como en la Ruleta, «adrenalinizados» y ambiciosos. Su ambición , lo sabían, provocaría un Sismo de proporciones globales y después un Tsunami terrible.
A los «financieros» les pareció un Monopoly «SÚPER DIVERTIDO». Y así mismo fué…
Ya sabían que en este juego los Bancos se hundirían y que eso no lo permitirían los Gobiernos también endeudados.
Ahora, ellos tienen nuevamente el dinero y las condiciones para un nuevo Juego.
A nosotros, pobres y culpabilizados, nos toca NO PERMITIR NI UN JUEGO MÁS!!!